Nº 1745 lunes 10 de septiembre de 2018


FINANZAS


Con el Premio Forbes a la Filantropía y su nombramiento como presidente de las
cajas mundiales a la vista, el presidente de “La Caixa” demuestra que sigue en la brecha

 

Fainé, el señor de la cajas

     

Los que creían que con 76 años Isidro Fainé podría estar pensando en jubilarse andan de lo más desencaminados. Con tarjeta de visita de presidente de la Fundación La Caixa, de la Fundación Española de Cajas de Ahorros (CECA) y vicepresidente de la ESBG –la agrupación europea de cajas de ahorro y bancos minoristas–, el empresario catalán está a punto, muy probablemente, de sumar  otro cargo a partir de noviembre: la presidencia de la WSBI, el Instituto Mundial de Cajas, para la que se ha postulado, un organismo que representa a más de 6.000 entidades con 15 trillones de euros en activos. Fainé, que acaba de recibir el Premio Forbes a la Filantropía, parece dispuesto a seguir calzando las botas de defensor del modelo de las cajas y su obra social.

Nuria Díaz

El presidente de la Fundación Bancaria "la Caixa" y de Criteria Caixa, Isidro Fainé, acaba de ser reconocido con el primer premio Forbes a la Filantropía por su "compromiso social", que recibirá el próximo 17 de septiembre de la mano del presidente de ACS, Florentino Pérez, en el Hotel Intercontinental de Madrid. Fainé, que también es vicepresidente de Telefónica, consejero de Suez y del Bank of East Asia y presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorros, explica en una entrevista en exclusiva para la revista  que "durante esta década, siete años de grave crisis y tres de paulatina recuperación, nuestra obsesión ha sido trabajar para las personas que lo pasan peor".  En la entrevista, de seis páginas, el directivo se muestra orgulloso  de la labor de su Fundación  que, afirman fuentes del sector, ha sido siempre “la niña de sus ojos”.

Pobreza y vivenda

Fainé plaga de ejemplos la entrevista: la lucha contra la pobreza infantil a través del programa CaixaProinfancia, es uno de los que se siente especialmente orgulloso. "Nos hemos propuesto romper el círculo de pobreza hereditaria, aquella que se transmite de padres a hijos y a sucesivas generaciones en familias con escasez de recursos", explica Fainé, y ha añadido que la fundación ha trabajado con 283.500 niños y niñas durante 10 años.

Otro ámbito de trabajo que destaca el directivo es el de la  vivienda y el , a través de los programas Alquiler Solidario, Vivienda Asequible e Incorpora: "Las personas que no tienen vivienda o trabajo son dos colectivos preferentes para la Fundación Bancaria 'la Caixa'", ha explicado Fainé. Y se arriesga a dar una receta para ello: “la cultura del esfuerzo es verdaderamente la forma moderna de hacer filantropía" y un valor asociado a la labor social de su fundación que "tiene mucho que ver con el empoderamiento".

La Fundación Bancaria "la Caixa" concentra más del 90 % de los activos de todas las fundaciones filantrópicas españolas: "Entre 2008 y 2017, 'la Caixa' ha dedicado más de 5.000 millones de euros al avance de nuestra sociedad, básicamente en las problemáticas social, cultural, educativa y científica".

No es el primer premio que le dan por su labor filantrópica. Apenas hace unas semanas era elegido como el directivo empresarial español más comprometido socialmente. El resultado se ha obtenido a través de un estudio realizado por Advice Srategic Consultants en la que se ha estudiado a 36 líderes empresariales elegidos entre presidentes y ejecutivos de diferentes empresas. Para realizar el estudio se han tenido en cuenta ocho parámetros: la ayuda en la lucha contra la pobreza infantil, fomento de empleo de personas en situación de vulnerabilidad, voluntariado, acceso a la vivienda, divulgación del arte y la cultura, atención a personas con enfermedades avanzadas, impulso al emprendimiento e igualdad de oportunidades.

Estos reconocimientos se dan justo un par de meses después de que haya sido propuesto para presidir el Instituto Mundial de Bancos Minoristas (WSBI, por sus siglas en inglés). Si bien el nombramiento no se ha confirmado aún oficialmente, fuentes del sector señalan que tiene todas las papeletas. No en vano es el candidato de la Asociación Europea de Cajas (la ESBG) de la que ha sido presidente los tres últimos años y ahora ha sido designado vicepresidente. La presidencia de esta institución supondría la asunción de una nueva responsabilidad de ámbito global, en la defensa y promoción de los intereses de las cajas y bancos retail del mundo y de todos sus clientes. No es un nombramiento cualquiera. El WSBI representa los intereses de 7.000 cajas de ahorros y bancos minoristas repartidos por todo el mundo. Las funciones de esta institución, que nació en 1924, están enfocadas a la representación de esos intereses ante organismos internacionales, tales como el FMI, el Banco de Pagos Internacionales, el Comité de Basilea y la Organización Internacional de Comisiones de Valores (IOSCO), entre otros.  En cifras, los miembros del WSBI poseen un total de 15 billones de euros y atienden a 1.300 millones de clientes en cerca de 80 países que ofrecen servicios bancarios al por menor.

De confirmarse el nombramiento el empresario catalán no llega al cargo ‘de nuevas’. De hecho lo compatibilizaría con la vicepresidencia de la ESBG, la agrupación europea de cajas de ahorro y bancos minoristas, cuya presidencia ha ocupado durante tres años hasta el pasado mes de junio con el hito de que era el primer español que ocupaba este cargo. Un mandato en el que ha mantenido una intensa agenda de reuniones de alto nivel con autoridades financieras internacionales como el FMI, el BCE o la Comisión Europea. Durante el consejo del ESBG en Bélgica, Fainé ha destacado el papel de la banca minorista en la lucha contra la exclusión y la pobreza. "Una sensibilidad especial hacia los problemas sociales y nuestra involucración para solucionarlos es lo que diferencia tanto a la ESBG como al WSBI", ha subrayado Fainé.

 

El beneficio crece un 25%

■La presidencia del Instituto Mundoal de Bancos Minoristas (WSBI, por sus siglas en inglés) suponrá un colofón para la carrera de Isidro Fainé, el empresario catala´n que quizá haya conseguido másyor influencia.

El de  Manresa, recién cumplidos los 76 años, y acostumbrado a compatibilizar cargos, estaría a punto de sumar este, de caráctr global. El WSBI representa los intereses de 7.000 cajas de ahorros y bancos minoristas repartidos por todo el mundo. Las funciones de esta institución, que nació en 1924, están enfocadas a la representación de esos intereses ante organismos internacionales, tales como el FMI, el Banco de Pagos Internacionales, el Comité de Basilea y la Organización Internacional de Comisiones de Valores (IOSCO), entre otros.

El WSBI se centra en cuestiones de relevancia global que afectan a la industria bancaria, respaldando los objetivos del G20 de alcanzar un crecimiento sostenible, inclusivo y equilibrado, así como la creación de empleo en todo el mundo, ya sea en países industrializados o menos desarrollados. Asimismo, el WSBI prioriza los esfuerzos internacionales para avanzar en el acceso financiero para todos.

Socios

En cifras, los miembros del WSBI poseen un total de 15 billones de euros y atienden a 1.300 millones de clientes en cerca de 80 países que ofrecen servicios bancarios al por menor.

Entre los socios destacan por su nivel de activos cajas como el Banque Populaire Caisse d’Espargne (Francia), con 1,23 millones de dólares; la Postal Savings Bank of China, con 1,1 millones, o la Caixa Economica Federal de Brasil.
Pese a que en España ha habido una reducción drástica del número de cajas después de la crisis –tanto que bajo el epígrafe de cajas solo quedarian la Caixa Ontinyent y Caixa d'Estalvis de Pollença–, en Europa quedan muchas.
Un ejemplo paradigmático es el de Alemania, donde sobreviven más de 400 cajas. Las dos grandes cajas alemanas tienen cerca de 25.000 millones de ueros en activos.

 


... y todo El Nuevo Lunes en www.elnuevolunes.es

 

volver